EL INICO DEL LEGADO

1840

EL ORIENTE DE YUCATÁN UN LUGAR DE OPORTUNIDADES

En 1840, los Valdez se instalan en Kikil, Yucatán. Después de hacer marchas continuas por trabajo al vecino pueblo de Panabá, deciden instalarse allá para a ejercer el oficio de orfebres y forjadores, montando un humilde taller con fragua y fuelles para fundir oro con el que hacían una linda filigrana del grosor de un cabello humano.

ORFEBRES

ANCESTRALES

Un libro de los archivos de nuestra familia con fecha de 1875 muestra que nuestro tatarabuelo era docto en orfebrería.

Durante la guerra de castas al evacuar Panabá en 1848 regresa a Kikil.

100 LANZAS PERDIDAS

1843

LA INVASIÓN DE LAS TROPAS DE SANA ANNA A YUCATÁN

Cuenta la leyenda familiar que al ser el único orfebre de la zona, Toribio Valdez colabora como patriota prestando sus fuelles de orfebre para avivar el fuego de la fragua que forjo las lanzas de la compañía de lanceros de Panabá. Según el investigador e historiador Taracena son 100 lanzas que se forjan en Panabá en 1843. La compañía se pone a la disposición del Capitán Vicente Méndez (Taracena, 2015). El 20 de abril de 1843 se les suman 15 guerrilleros más y parten a hostilizar a las tropas federales de Santa Anna, (AGEY, 2018) uniéndose a las guerrillas del coronel Pastor Gamboa por el camino a Mérida.

EL HOGAR DULCE HOGAR

1906

SE ESTABLECIERON EN LA CASONA DE LA PLAZA

El hijo de Toribio Valdez, Félix María Valdez Serrano también orfebre, se casa con María del Carmen Ávila Argaez, mujer importante que poseía una casona colonial en la plaza del pueblo, donde instalan un taller de orfebrería y se dedica a este oficio mientras educan a sus hijos.

 

Se puede apreciar a la derecha una de las piezas más valiosas de nuestro archivo, la piedra de toque con la que padre e hijo usaron para probar la calidad y pureza del oro que trabajaban, compuesta de cuarzo, alúmina, cal, óxido de Hierro, carbón y otros minerales aprueba de ácidos.

se pueden apreciar las iniciales MVA

(Miguel Valdez Ávila).

EL ANTIGUO TALLER

1906

DONDE NUESTRO ARTE COMENZO

Existe una foto considerada la más antigua conocida de Panabá del Álbum fotográfico de la visita oficial del General Francisco Cantón Rosado, Gobernador de Yucatán, a los Partidos de Oriente, de alrededor de 1898. Donde se aprecia en primer plano a la izquierda la casona donde estuvo el antiguo taller de orfebrería y forja de los Valdez hasta principios de 1950, aun hoy el terreno donde estuvo la propiedad sigue perteneciendo a la misma familia.

UNA MUJER

EJEMPLAR

En esta foto se aprecia a la izquierda a María del Carmen esposa de Felix María Valdez, tomada aproximadamente en 1948.

1938

DIVERSIFICANDO LAS ARTES Y OFICIOS

EL LEGADO PASA A LA TERCERA GENERACIÓN

En 1932 Miguel Ángel Valdez Ávila, hijo de Felix María Valdez se casa con María del Socorro Pérez Mena hija de un comerciante de Espita y juntos abren una tienda donde vende un poco de todo: granos de café, tablillas de chocolate, arroz, azúcar, instalan un horno para hacer pan. Poco a poco va creciendo la tienda y María del Socorro Pérez Mena empieza a turnar la atención de la tienda con su oficio de costurera, haciendo, pantalones, calzoncillos, camisones y coletos para faenas del campo así como ropa para vestir a sus hijos, utilizando como tela la manta y cotines donde llegaban los granos, con la cual costura ropa muy resistente y cómoda.

Don Miguel Valdez Ávila un gran Patriota y visionario como su abuelo logra ganar las elecciones presidenciales de Panabá en 1943 y 1956. En esta foto se le puede ver segundo de izquierda a derecha, detrás de las mujeres, mientras conmemora el 47 aniversario de la revolución mexicana. De abanderadas están sus dos hijas Margarita y Socorro Valdez, esta ultima destaco en Mérida como una gran modista de la década de 1980 -1990 con diseños para vestidos de novias y debutantes de la sociedad Libanesa.

CAMBIO DE GIRO 

1960

DE TALLER DE ORFEBRERÍA A

SALÓN FAMILIAR

Don Miguel Valdez al heredar la casa familiar donde estaba el antiguo taller de orfebrería de su padre, decide cambiar de giro e inicia alianzas comerciales con marcas de la cervecería Yucateca como Carta Clara, para montar en su lugar un salón familiar llamado "El Barrilito", años después derriban el edificio  del antiguo taller para instalar el restaurante "Los Arcos".

 

En esta foto se puede ver a Don Miguel Valdez, segundo de derecha a izquierda, con el gobernador Agustín Franco a su izquierda.

1980

LA CUARTA GENERACIÓN

POCO A POCO EL LEGADO SE ACERCA A SU ORIGEN

La hija de Don Miguel Valdez, Rosa Mariela Valdez Pérez se casa con el herrero, mecánico y ensamblador de bicicletas Gabriel Sandoval Monforte, este era hijo de José María Sandoval Rejón corchador de Henequén quien hacía alpargatas, que a su vez era hijo de Agustín Sandoval prominente curtidor de delicadas pieles de Panabá.

Rosa Mariela Valdez Pérez se dedicó desde muy joven a aprender el oficio de costura de su madre, ya a los 15 años de edad estaba haciendo vestidos para damas y con los años de experiencia dio cátedras de corte y confección en la escuela secundaria Apolinar García y García de Panabá de 1998 a 2012, oficio con el que pudo crecer y educar a sus 4 hijos. Es a través de ella que llega este amor por el legado de los oficios familiares a sus hijos, los tataranietos de Don José María Valdez.

En esta foto se ve a Rosa Mariela Valdez Pérez con sus padres, para celebrar esta ceremonia religiosa confecciona su primer vestido para damas de honor en 1972.

"DISEÑO CONTEMPORÁNEO CON ARTES Y OFICIOS ANCESTRALES,

EL SAVOIR-FAIRE DE LA TRADICIÓN PENINSULAR DESDE 1843"

2020

REINICIANDO LA TRADICIÓN FAMILIAR

 LA QUINTA GENERACIÓN

En el año 2020 el diseñador Mr. Sandovalis recien graduado de orfebre en la Escuela de Artes y Oficios "Luciana Kan Viuda de Luna", decide continuar con esta tradición familiar de artes y oficios del oriente de Yucatán, con una imagen clásica y tradicional recordando aquellos días cuando su tatarabuelo Toribio Valdez logro destacarse como un gran orfebre y patriota hace ya más de 170 años. Es así como comenzó a urdirse a este gran tramado de oficios familiares ancestrales. A modo de homenaje y rescate de los procesos artesanales tradiciones de su amada tierra oriental hoy revive el recuerdo de un legado que se rehúsa a desaparecer.

La marca Antiguo Taller de los Tataranietos y centinelas de este gran legado, continúa forjando las artes y oficios que ayudaron a defender la libertad de un Yucatán que se opuso a la dictadura centralista de Antonio López de Santa Anna en 1843, enviando a 220 lanceros de Panabá dotados con lanzas forjadas artesanalmente con maestría hasta las comarcas de las haciendas Xcuyun y la Monchac a hostilizar al invasor.

Hoy montan en los terrenos donde estaba asentada la antigua fábrica de costales de henequén de la hacienda Xcuyun, un pequeño taller artesanal para rescatar las artes y oficios ancestrales de Yucatán, un proyecto lleno de tradición familiar e historia que vive por la pasión a su tierra oriental.

En 2019, el diseñador Mr. Sandovalis presentó Antiguo Taller, una colección de trabajos en plata Ley .999 y acero con latón, para optar por el Titulo de Orfebre en la Escuela de Artes y Oficios Luciana Kan vda. de Luna, el proyecto continuo con la expansión de Antiguo Taller a una plataforma digital que busca el rescate de artes y oficios ancestrales practicados del siglo XIX a principios del XX en Yucatán.

Mantenerse al día

Ingrese su correo electrónico y reciba

actualizaciones periódicas sobre Antiguo Taller.

© 2020 by Sandovalis

0